Día 3 – ¡Examen!

Hoy tuvimos que presentarnos en la academia a las 10 de la mañana para la presentación de las clases. Además, también era el día en el que nos hacían la prueba de nivel para decidir en qué clase entraríamos. ¡Estaba de los nervios!

Al llegar había una cola inmensa, con gente de muchas nacionalidades distintas. La persona que más me llamó la atención fue un niño con ropa estilo monje tibetano. ¿Niño? ¿Niña? Todavía no lo se (risas). Alucinamos cuando lo vimos, era adorable. Además de la ropa llevaba gafas y reloj bastante a la moda y estaba escribiendo en un smartphone. Ver ese contraste tan radical en directo fue alucinante.

IMG_20170703_101019

No pude sacarle una foto de frente (obviamente) pero os hacéis una idea del contraste.

Después nos dieron una charla sobre el curso, las normas de la escuela, etc. Entramos por fin al edificio y vimos las clases por dentro. Está todo super nuevo y no sólo eso sino que es muy bonito y cómodo, con sillas muy cómodas y un montón de espacios para que los alumnos se sienten a descansar, repasar, o simplemente charlar entre ellos.

Nos hicieron una mini entrevista dónde nos preguntaron (en japonés) nuestro nombre, cuántos años llevábamos estudiando el idioma y el porqué. Conocí gente muy maja, desde un taiwanés, un alemán y una chica hindú, ¡hasta otra española! Es una experiencia que merece mucho la pena.

Al terminar la entrevista nos hicieron por fin la prueba de nivel por escrito. Yo llevaba de los nervios toda la mañana porque no había repasado nada de japonés desde que terminé las clases y me veía muy verde. Te ponían un examen u otro en función de el nivel que a ellas les parecía que tenías al saber tus años de estudio y tu forma de hablar. Era algo complicado, y dudé muuucho en todo, pero lo hecho hecho está(?).

Al salir fuimos a comer y entramos en un restaurante de Udon. ¡Estaba riquísimo! Es la comida más cara que he tenido desde que he llegado, no recuerdo el precio exacto pero eran unos 550¥ (unos 4’30€), aunque después de ver esa bandeja entendí el porqué. ¡Era muchísima comida! Pedí un menú de Oyakodon (親子丼) que también traía sopa, pero no me imaginé que fuera tantísima comida, para la próxima pediré sólo el oyakodon.

IMG_20170703_142624

A la tarde estábamos las dos bastante cansadas y volvimos para casa. En donde nos habíamos dejado dentro las llaves para entrar. Cuando la dueña de la casa tampoco estaba (por primera vez desde que llegamos). Y tuvimos que esperar 45 minutos en las escaleras a que llegara… Pero eso es otra historia(?).

Después de descansar un rato nos pusimos a ver mapas de Kyoto de la zona, ¡y descubrimos que estamos al lado del Palacio Imperial! ¡Justo al lado de Nijō! La verdad es que estamos muy poquito informadas.

Era algo tarde ya para ir pero decidimos acercarnos a verlo aunque fuera desde el exterior. Los jardines aun estaban abiertos así que entramos y así es como fui a dar con mi primer torii (鳥居) ❤ A nuestro alrededor hay un montón de templos pero todos budistas, esta fue la primera vez que dimos con un templo sintoísta. Había varios en el mismo recinto, todos preciosos. Casi lloro(?).

Mañana tenemos una fiesta de bienvenida en la academia a las 2 de la tarde y a las 4 nos dirán en qué clase nos toca, así que por la mañana aprovecharemos para ir hasta el Palacio Imperial de nuevo y esta vez verlo entero.

Por último, a la vuelta pasamos por una tienda con la decoración estilo tradicional que ya nos había gustado a la luz del día, pero de noche con las luces encendidas era incluso mejor ❤

IMG_20170703_194130

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: