Día 2 – Nijō-jō

Ayer en el desayuno le pregunté a la dueña de la casa si no tenía leche y me dijo que no, sólo té y café. Estaba pensando en comprarlo hoy, y cuando fui a desayunar esta mañana, ¡la dueña ya la había comprado para mí! Es tan riquiña. El plan para hoy fue visitar el... Leer más →

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑